Anuncios

Solomillos de ternera con pimienta

Solomillos de ternera con pimienta

¿Te encanta la carne tierna y llena de sabor? Prepárate para descubrir una receta que hará que tus papilas gustativas exploten de alegría. Aquí te presento una forma sencilla pero extraordinaria de preparar unos suculentos solomillos de ternera con un toque de pimienta, ¡una combinación que seguramente se convertirá en tu nueva favorita!

Anuncios

La importancia de la calidad de la carne

Antes de sumergirnos en la receta, es fundamental hablar sobre la calidad de la carne que vas a utilizar. En este caso, los solomillos de ternera son la estrella del plato, por lo que elegir un corte de carne de alta calidad marcará la diferencia en el resultado final. Opta por un solomillo fresco y bien marmoleado para garantizar su jugosidad y terneza al cocinarlo.

Ingredientes para cuatro personas:

Para los solomillos:

– 4 solomillos de ternera de aproximadamente 200 g cada uno

– Pimienta negra en grano

Anuncios

– Sal al gusto

– Aceite de oliva virgen extra

Anuncios

Para la salsa de pimienta:

– 1 cucharada de granos de pimienta negra

– 200 ml de caldo de carne

– 100 ml de nata líquida para cocinar

– Sal al gusto

Procedimiento paso a paso:

Paso 1: Preparación de los solomillos

Comienza por limpiar los solomillos de ternera, retirando cualquier exceso de grasa. Después, machaca los granos de pimienta negra en un mortero hasta obtener un polvo grueso. Cubre los solomillos con esta pimienta recién molida y una pizca de sal, presionando ligeramente para que se adhiera a la carne.

Paso 2: Sellado de la carne

En una sartén amplia, calienta un poco de aceite de oliva a fuego medio-alto. Cuando esté bien caliente, añade los solomillos y dóralos por todos lados, sellando la carne para que quede jugosa en su interior. Este paso es crucial para conseguir una textura perfecta en la carne.

Paso 3: Cocción de los solomillos

Una vez que los solomillos estén dorados, baja el fuego a medio y continúa cocinándolos durante aproximadamente 10-15 minutos, dependiendo del punto de cocción deseado. Recuerda darles la vuelta de vez en cuando para que se cocinen de manera uniforme.

Paso 4: Preparación de la salsa de pimienta

Mientras los solomillos se cocinan, puedes preparar la deliciosa salsa de pimienta que los acompañará. En la misma sartén donde sellaste la carne, añade los granos de pimienta y el caldo de carne. Deja que hierva a fuego medio durante unos minutos para que los sabores se mezclen.

¡Haz tus comidas especiales con este plato exquisito!

Servir los solomillos de ternera con la salsa de pimienta recién hecha y disfrutar de la explosión de sabores en tu paladar. Acompaña este plato con tu guarnición favorita y una buena copa de vino tinto para realzar aún más la experiencia gastronómica.

Preguntas frecuentes sobre los solomillos de ternera con pimienta:

1. ¿Puedo sustituir la ternera por otro tipo de carne?

Si prefieres otra carne, como el cerdo o el pollo, puedes adaptar la receta según tus gustos. Sin embargo, el sabor y la textura de la ternera combinados con la pimienta son difíciles de igualar.

2. ¿Qué maridaje recomiendas para este plato?

Un vino tinto con cuerpo, como un Malbec o un Cabernet Sauvignon, será el compañero perfecto para realzar los sabores de los solomillos de ternera con pimienta. ¡Haz de tu comida toda una experiencia sensorial!